TÚ PRIMERO, JAVI

Hay momentos en la vida en que te sientes agotado, no puedes más. Sí, son esos momentos en que parece que nada tiene sentido, en que intentas, desesperadamente, buscar para todo un porqué. Sucede cuando no te apetece hacer nada, cuando hablar te da pereza y mandarlo todo a la mierda parece la única solución.

Sabes de lo que hablo. Yo también lo sé. Hace no mucho pasé por uno de esos momentos. Imagino que fue un cúmulo de cosas, ya ves: que si en el trabajo debería rendir más, que si debería dedicarle más tiempo a mi proyecto, que si debería aprovechar mejor mi tiempo libre, que si debería cuidar más mis relaciones… Presiones, obligaciones, miedos, estrés, todo eso. Y al final, en esos momentos, cada uno se centra en algo que parece ser la causa de todo mal y que en mi caso es lo que es: la sordoceguera.

Hoy, sin embargo, me siento feliz y creo que es porque decidí sacar de mi cabeza todos esos “debería” para decirme a mí mismo: “Tú primero, Javi”. Tú primero, porque no tienes que exigirte más que hasta donde llegues. Tú primero, porque no tienes que hacer nada que, lejos de hacerte feliz, te reste. Tú primero, porque no tienes que contentar a nadie, porque no tienes que salvar el mundo, porque no tienes que ser un héroe. Siéntete libre, sé tú mismo, habla cuando te apetezca, disfruta con lo que hagas, ríe cuando estés feliz y llora cuando estés triste. Porque la vida es demasiado corta como para dejar que pase persiguiendo el sueño de otros.

Descripción imagen: dibujo de Javi pensativo en un ambiente relajado, apoyado contra un árbol.

 

2 opiniones en “TÚ PRIMERO, JAVI”

  1. Hola javi! Te acuerdas de mi? Mayte, la profe de yoga. Cómo te entiendo!!! No soy sordociega, pero también a veces me siento sin respuestas y sin animo. Pero luego pasa! Verdad? Es la vida, caprichosa y misteriosa. Vamos a vivirla con todo lo que nos ponga delante. Namaste

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *